Luego del banderazo en Entre Ríos, sigue la tensión en el campo: los productores exigen paz social

Más de 400 productores y ciudadanos se movilizaron ayer a la tarde al campo de la familia del ex ministro de Agricultura, Luis Etchevehere.

Bajo una bendecida lluvia, en medio de una profunda sequía que aqueja a varias zonas productivas del país, la familia Etchevehere recibió un amplio respaldo de los productores, luego de denunciar la semana pasada la usurpación de su campo por Dolores Etchevehere y allegados al dirigente social Juan Grabois, quien además asesora a Dolores, quien alega que una fracción del campo le pertenece y donó las mismas para desarrollar un proyecto agroecológico.

Más de 400 productores y ciudadanos participaron ayer a la tarde de un “Banderazo Federal”, que se realizó en el ingreso de la estancia Casa Nueva, sobre la Ruta Provincial N°48, a un kilómetro y medio del ingreso a la ciudad entrerriana de Santa Elena. Una manifestación de apoyo y reclamos que también se replicó en otras zonas del país, como en las provincias de Santa Fe, Córdoba y Chaco, entre otras.

Las condiciones climáticas adversas no significaron un freno para que los productores, especialmente de varias zonas de Entre Ríos, se movilizaran al campo donde la familia Etchevehere mantiene desde hace más de una semana un conflicto con el dirigente social Juan Grabois. El malestar de los productores es cada vez más grande en el interior con el gobierno nacional y también provincial.

El acto contó con la presencia de los tres hermanos Etchevehere -el ex ministro de Agricultura Luis Miguel, Juan Diego y Arturo Sebastián- junto a su madre Leonor Barbero Marcial. El ex titular de la cartera agropecuaria agradeció a las adhesiones de los distintos puntos del país. “Esto no es un tema de la familia, esto es lisa y llanamente un delito cometido por delincuentes”, señaló Luis Miguel Etchevehere.

También se sumaron a la marcha los dirigentes de la Mesa de Enlace de Entre Ríos. El presidente de la Federación de Asociaciones Rurales de Entre Ríos, José Colombatto, dijo: “Fuera Juan Grabois y los usurpadores de nuestra provincia, aquí no tienen nada que hacer. Los políticos están mirando como espectadores, mientras el país se hunde día a día. No aflojemos porque la lucha será larga. Hay que estar unidos porque el gobierno va por todo. Nosotros tenemos que ir por la Ley y la Justicia, como para ser una República en serio”.

Por su parte, el representante de la Federación Agraria, Fabio Schneider, expresó durante su discurso: “Hoy estamos haciendo Patria en este lugar, como en el 25 de mayo de 1810. Soy un pequeño productor y me manifiesto a favor de la propiedad privada, estoy del lado de las leyes, y jamás usurparé un campo”. En representación de Coninagro, Daniel kindebaluc, sostuvo: “Debemos seguir manifestándonos y apoyando para que este problema se solucione lo más rápido posible. Cuanto antes esto tiene que volver a la normalidad”.

Walter Feldkamp, dirigente entrerriano de la Sociedad Rural Argentina fue el encargado de leer un documento que elaboró la dirigencia nacional que conforma la Mesa de Enlace. En el mismo pidieron “regresar a la institucionalidad y la mesura” y realizaron un llamado para que “la Argentina transite por el camino del respeto a la Constitución, las leyes, el orden y la paz social”.

Estado y Justicia complaciente

En otra parte del documento, la Mesa de Enlace nacional expresó: “La irrupción en la propiedad privada sin claridad en sus derechos y de manera prepotente pone en crisis la seguridad jurídica, precipitando una crisis institucional, mostrando un Estado y una Justicia complaciente, que no conduce a la solución”.

Y por otro lado hubo duras críticas al proceder del gobierno nacional frente al aumento de casos de tomas de tierras: “En lugar de buscar apaciguar un conflicto que escala, adoptó una posición ambigua y por momentos parcial, enviando funcionarios públicos a solidarizarse con los ocupantes. De este modo, incumplió con su deber de resguardar la integridad de todos los involucrados y de preservar la paz social”, señalaron.

Si bien hasta el momento no se han reunido para definir los pasos a seguir, los dirigentes del campo a nivel nacional reciben llamados de las bases expresando el malestar y la preocupación no solo por lo que sucede en el campo de los Etchevehere, sino también por la falta de una política agropecuaria que genere certidumbre, en un momento de la Argentina de elevada incertidumbre y escasa confianza de los productores por el rumbo del país.

Malestar en el interior

Mientras se desarrollaba el “Banderazo” en la localidad de Santa Elena, hubo asambleas de productores en el distrito santafesino de Armstrong, pero también en Las Breñas, provincia de Chaco.

Por su parte los autoconvocados de Bell Ville, provincia de Córdoba, expresaron su total repudiaron en un comunicado “frente a la creciente y repetida metodología de usurpación, en donde sin mediar aviso alguno irrumpen de manera cobarde, sin ningún tipo de derechos en terrenos no solo estatales, sino también de aquellos que tienen dueños legítimos”.

En la previa de la marcha de ayer, los integrantes de la Mesa de Enlace de Santa Fe se declararon en estado de “alerta y movilización” y reclamaron a las autoridades “preservar el esta

do de derecho y mantener la paz social”.

“Es notorio que el malestar en el interior es cada vez mayor. El gobierno deberá tomar nota del mismo. Si sucede todo lo contrario, un conflicto como el de la 125 en marzo de 2008, lamentablemente podría repetirse”, expresó un productor entrerriano cuando se alejaba del campo de los Etchevehere tras participar de la movilización de esta tarde.

Fuente: Infobae

Share this...
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *