La “dieta ideal” que mejora la salud y promueve el cuidado del medio ambiente

La comisión internacional de científicos está compuesta por 37 especialistas de 16 países que incluyeron en su dieta perfecta alimentos que mejorarían la salud de los humanos mientras que se cuida al planeta. Según la investigación, implica elevar el consumo de nueces, frutas, verduras y legumbres, mientras que se reducen las carnes y los azúcares.

Los investigadores aseguran que si todos seguimos esta forma de alimentación, bautizada bajo el nombre de “salud planetaria”, al cabo de 3 años se podrían prevenir más de 11 millones de muertes prematuras cada año. Además se reducirían las emisiones de gases de efecto invernadero, preservando la tierra, el agua y la biodiversidad.

Tim Lang es profesor de la Universidad de Londres y uno de los especialistas que lideró la investigación. Él sostuvo que “la comida que comemos y cómo la producimos determina la salud de las personas y el planeta, y actualmente estamos cometiendo un grave error”.

Ellos consideran que si las personas continúan alimentándose de la forma que lo hacen habitualmente, no será posible sostenerlo en el tiempo y por eso se necesita “una revisión significativa, cambiando el sistema alimentario global a un nivel que no se ha visto antes”, explica Lang.

La “dieta ideal” está basada en 2500 calorías por día en donde se combinan alimentos de diversos grupos para lograr así un sano equilibrio. La dieta incluiría entre los alimentos que no pueden faltar diariamente leche o sus derivados, arroz, trigo, maíz y otros cereales, frutas y verduras, pescado, huevo, grasas, legumbres, frutos secos. Pollo y carnes de cerdo y ternera en último lugar, siendo éstas las que menos recomiendan ingerir.

Los creadores del proyecto admiten que los objetivos son muy ambiciosos, sobre todo partiendo de la premisa que la desigualdad en el mundo es cada vez mayor y no todos tienen acceso a una digna alimentación, y los q

ue la tienen, poseen menos capacidad de elección.

Según los datos brindados, las personas que viven en América deberán reducir su consumo de carne ya que lo excede, mientras que los países asiáticos deberán incrementarlo por no llegar al mínimo sugerido por la dieta. Lo mismo ocurriría en África, donde se consumen casi 8 veces la cantidad sugerida de vegetales ricos en almidón como la papa.

“Más de 800 millones de personas tienen alimentos insuficientes, mientras que muchos más consumen una dieta poco saludable que contribuye a la muerte prematura y la enfermedad. Si no podemos hacerlo, es mejor tratar de acercarnos lo más que podamos” sostuvo Walter Willett de la Universidad de Harvard en Estados Unidos.

Share this...
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *