Fue sobreseído el empleado del Hogar Teresa de Calcuta denunciado por abuso sexual

Fue sobreseído el empleado del Hogar Teresa de Calcuta que el año pasado fue denunciado por abuso sexual por una mujer que estaba alojada allí.
El caso surgió en 2018, cuando una mujer denunció a H.A.G de haberla abusado sexualmente cuando se encontraba alojada en el Hogar Teresa de Calcuta de Sáenz Peña junto a su familia, incluidos en el Programa de Rescate y Acompañamiento a Personas Damnificadas por el Delito de Trata en una causa que se tramita por Juzgado Federal.
En ese momento, se le había dictado la prisión preventiva, pero a las pocas semanas su abogado Juan Pokorny logró la libertad del mismo, a pesar de que seguía sometido al proceso.
Luego, la Jueza de Garantías ordenó al fiscal Gustavo Valero que profundice las medidas probatorias “para tener la investigación un poco más armada”, pero el fiscal hizo caso omiso a esto, las medidas fueron pocas y decidió elevarla a juicio. Cuando esto ocurre, la defensa se opuso a dicha resolución y pidió el sobreseimiento.
Finalmente, la Jueza de Garantías compartiendo el criterio de la defensa le otorgó el sobreseimiento al imputado ya que “no hay por acreditado que se haya producido el delito de abuso sexual”.
“El caso no llego a juicio, pero mi defendido ha tenido un perjuicio gigantesco. En plena detención nace su primer hijo, pierde el trabajo, lo dejan cesante sin goce de haberes, luego de recuperar su libertar retoma el trabajo en otro lugar, cuando en el Hogar Teresa de Calcuta hacia 10 años que estaba trabajando”, explicó Pokorny.
Por otro lado, dijo que su defendido está evaluando la posibilidad de realizar una demanda por daño contra el Poder Judicial porque “no se pude por cualquier denuncia, estigmatizar y dar su nombre a los medios. Estamos en un principio de inocencia y de libertad para todas las personas hasta que haya una sentencia firme. En este caso primero se lo detiene, después se le pregunta, y después se ve”.
Sostuvo el abogado que ya en la investigación penal preparatoria se veía que “era imposible que se produzca un hecho de abuso sexual dentro de ese hogar con 22 alojados y 9 personas trabajando. Uno de los hechos que se le acusaba era un día sábado y mi cliente trabaja de lunes a viernes en la institución”.
Respecto de la denunciante dijo que “fue revisada por el forense y se determinó que tenía desfloración de vieja data, pero era una mujer que ya había tenido hijos, una mujer que fue rescatada de una supuesta red de trata, era improbable de probar”.
Share this...
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *